Están por cumplirse ocho años de vigencia de la Ley 1257 de 2008, la cual constituye el marco normativo integral de prevención, protección, atención y sanción ante todas las formas de violencia contra la mujer en Colombia, y su implementación sigue presentando rezagos y desafíos, lo que lleva a la falta de garantías reales del derecho humano de las mujeres a una vida libre de violencias.